• Rumina

Tetra Pak conserva la calidad e inocuidad de los alimentos

Las garantías de producción durante toda la cadena de procesamiento de lácteos son clave y los consumidores priorizan, cada vez en mayor medida, la calidad de los envases en los que reciben sus alimentos de consumo diario. Los lácteos no son la excepción, y su almacenamiento en recipientes elaborados con tecnología de punta conserva sus cualidades nutricionales.


Nuestro experto: Luis Santamaría, Key account director y office manager de Tetrapak Ecuador. Trabaja para la empresa desde hace 15 años, inició su carrera en el departamento financiero de la firma y desde hace diez años encabeza su gestión comercial.


Tetra Pak es una compañía de origen sueco fundada en 1952, en ese entonces el objetivo de la firma fue efectivizar el almacenamiento de los alimentos debido a los altos índices de daño que estos sufrían al no estar en refrigeración, en ese contexto surgió la necesidad de envasar alimentos con metodologías que cumplan con estrictas normas de asepsia. Lo que entonces surgió como una empresa innovadora en materia de envasado, hoy ha diversificado sus servicios y ofrece, incluso, equipos de procesamiento para todo tipo de productos.


Los lácteos, al ser un alimento tan delicado, deben ser manejados cuidadosamente desde el inicio de la cadena productiva hasta su envasado: de ese modo pueden llegar al distribuidor y finalmente al consumidor sin sufrir alteraciones en su calidad. La pandemia por coronavirus ha generado una serie de cambios en la mentalidad de los consumidores, uno de ellos está enfocado en revisar y priorizar la inocuidad y garantías de producción de los alimentos que adquieren: el 40 % de consumidores se preocupan por la seguridad alimentaria y tienen mayor sensibilidad respecto a lo que consumen; existe incluso una inclinación a comprar alimentos en envases pequeños y más manejables.

El cambio de mentalidad no alcanzó solamente al consumidor, si no también a la industria: los productores están más conscientes de la necesidad de mantener un producto de calidad y de brindar seguridad al consumidor. Entre los cambios positivos originados por la pandemia está además la relevancia de implementar procesos relacionados con Industria 4.0: factores como la trazabilidad, eficiencia, y calidad dan una visión más completa de lo que sucede en cada etapa del proceso productivo, lo que permite actuar inmediatamente en caso de que un producto no cumpla con las expectativas del consumidor. En el caso de Tetra Pak, la innovación marca a diario sus procesos: el consumidor recibe alimentos en recipientes elaborados con tecnología de punta.


Indudablemente, la implementación de Industria 4.0 garantiza la eficiencia operacional y, aunque eventualmente puede traer miedos y preocupaciones, obliga a las empresas a entrar en un proceso positivo de reinvención marcado por la trazabilidad y optimización de recursos y responsabilidad social. Pese a que la economía se ve estancada por razones obvias, es altamente probable que superada la pandemia exista un despunte de inversión en materia de digitalización y automatización de procesos.


Los lácteos líquidos envasados en Tetra Pak prolongan su vida útil y no tienen necesidad de ser refrigerados salvo que hayan sido abiertos, mejoran la experiencia del consumidor y satisfacen sus necesidades.


Además de cuidar la calidad y garantizar la seguridad alimentaria de los consumidores, los envases Tetra Pak son 100 % reciclables: tienen una barrera de aluminio muy delgada (su grosor equivale a 1/3 de la hebra de un cabelllo humano) y, en los últimos años, la inversión se ha enfocado a la utilización de materiales obtenidos de fuentes renovables como la caña de azúcar.


Los elementos adicionales como sorbetes y tapas son también 100 % reciclables, y dan paso a la generación de subproductos como Eco Pak y Greenline, mismos que se utilizan para construir viviendas, techos y otros.


En 2020, en Ecuador, 1 800 toneladas de envases Tetra Pak fueron llevadas a procesos de reciclaje en etapa de post consumo, lo que implica una tasa de reciclaje del 30 %, cifra que se prevé que vaya en aumento.


20 vistas0 comentarios